Es bastante común que el ámbito de la cirugía estética se asocie al público femenino, pero en realidad, son muchos los hombres que acuden a consulta en busca de consejo y tratamiento de cirugía plástica, estética o reparadora. Uno de los procedimientos más solicitados por los varones, junto con la rinoplastia y la blefaroplastia (cirugía de párpados)  es la ginecomastia (eliminar la apariencia de mamas en hombres). Si se puede o no eliminar la ginecomastia sin cirugía es una de vuestras principales consultas, por ello hoy disiparemos todas las dudas acerca del tema.

¿Qué es la ginecomastia? 

La ginecomastia es la presencia de mamas en hombres, esta patología puede deberse a multitud de factores (farmacológicos, genéticos, cambios de peso, etc.) La presencia de mamas en hombres puede deberse a un desarrollo anormal de tejido mamario, de tejido graso (pseudoginecomastia) o  a una combinación de ambos.

En algunos casos, especialmente en adolescentes y recién nacidos, la ginecomastia puede ser reversible de forma espontánea, pero en la mayoría de los casos en los que se presenta una vez completado el proceso de crecimiento, requerirá de  una intervención quirúrgica para subsanar la ginecomastia. En el caso de una presencia moderada de grasa, existen alternativas para la ginecomastia: los procedimientos sin cirugía para tratar y mejorar la ginecomastia. 

A la hora de diagnosticarla, no debemos confundirla con la pseudoginecomastia, ya que el diagnóstico adecuado determinará el procedimiento para eliminarla o mejorarla. Según la SECPRE la ginecomastia afecta al 40% 60% de los hombres.

Diferencias entre ginecomastia y pseudoginecomastia

Cuando hablamos de pseudoginecomastia nos referimos a un leve desarrollo del pecho en los hombres, pero compuesto principalmente de tejido graso. En cambio, el componente mayoritario en la ginecomastia son las glándulas mamarias. 

Cuando queremos tratar una pseudoginecomastia, el procedimiento indicado será en la mayoría de las ocasiones una liposucción para conseguir eliminar esa grasa sobrante en la zona de la mama.

La principal diferencia entre ambas es que la pseudoginecomastia contiene en su mayoría tejido graso y en la ginecomastia encontramos tanto tejido mamario como adipocitos desarrollados.

¿Se puede eliminar la ginecomastia sin cirugía?

La respuesta es determinante: no se puede eliminar la ginecomastia sin cirugía. 

La ginecomastia se elimina mediante una mastectomía y/o liposucción (tratamiento quirúrgico), ya que no habría otra forma de tratar el tejido mamario

En la ginecomastia la mama se elimina en un quirófano y la extirpación de la misma se realiza mediante abordaje periareolar, es decir, se realiza una incisión por el borde de la areola eliminando el tejido mamario que sobra, y que provoca  la ginecomastia. La cicatriz resultante es relativamente pequeña y queda integrada en la areola disimulándola.

Si además de tejido mamario, también encontramos en la zona tejido graso, podemos realizar al mismo tiempo una liposucción. En este caso, el diámetro de las cánulas para la extracción de la grasa es muy pequeño por lo que las cicatrices son mínimas tras la cirugía de ginecomastia.

La pseudoginecomastia se puede mejorar con tratamientos no quirúrgicos pero no eliminar completamente

En el caso de la pseudoginecomastia, si encontramos tratamientos de medicina estética que ayudarían a disimular este exceso de células grasas, en el caso de que paciente no quiera pasar por un quirófano.

Tratamiento de ginecomastia sin cirugía para reducir la grasa pectoral

Sin entrar a valorar el origen del desarrollo de pecho en hombres (ginecomastia) cabe destacar que en el caso de que sea motivado por sobrepeso, el primer paso es mejorarla mediante la realización de ejercicio y dieta.

Si los depósitos grasos son considerables, se debe realizar una liposucción para eliminar la pseudoginecomastia. Si por el contrario la presencia de pseudoginecomastia es moderada existe aparatología médica y tratamientos de medicina estética indicados para tratarla y así conseguir una reducción del tejido graso.

Siempre se debe aconsejar al paciente sobre ginecomastia dependiendo de su caso particular. 

En el caso concreto de que la presencia de tejido graso en la ginecomastia sea leve, podemos combinar estas dos técnicas: ultracavitación y mesoterapia. 

La ultracavitación consiste en eliminar las células grasas mediante el uso de ultrasonidos desde fuera del cuerpo del mismo modo que una ecografía, pero con frecuencia e intensidad específicas para eliminar la grasa respetando los vasos sanguíneos, nervios y otras estructuras. Por otro lado, la mesoterapia es una técnica de aplicación de diferentes principios activos que pueden favorecer la lipólisis a través de inyecciones sobre el área a tratar. 

En función del grado de afectación de la patología de ginecomastia y las expectativas del paciente se optará por un tratamiento u otro. Nadie mejor que un cirujano plástico, estético y reparador para decidir la opción más óptima en cada caso.

Ponte en manos de un especialista en ginecomastia como el Doctor Solesio y te recomendará con franqueza si se puede mejorar la ginecomastia sin cirugía o si por el contrario es una pérdida de tiempo y deberías platearte una cirugía ginecomastia para acabar por completo con tu complejo.