El uso de peelings faciales se ha popularizado a lo largo de los últimos años y supone una de las opciones para rejuvenecer el rostro más demandadas. Pero ¿sabemos realmente qué es un peeling facial y para qué se usa este tratamiento de medicina estética?

Dependiendo de tus necesidades y los resultados que quieras conseguir, se requerirá la aplicación de un tipo de peeling químico específico, hoy te contamos todo lo que debes saber acerca de los peelings faciales

¿Qué es un peeling facial y para qué se usa?

Un peeling es un tratamiento médico de medicina estética que se aplica sobre la piel del rostro. El peeling facial actúa sobre la piel realizando una exfoliación química, y sirve para eliminar imperfecciones como marcas de acné, manchas o pequeñas arrugas, renovar la capa superficial de la piel y dar luminosidad al rostro.

Aunque es un tratamiento sencillo, con poca posibilidad de riesgos importantes, cuando se utilizan determinados principios activos es importante contar con un especialista que controle el proceso, ya que el abuso de los mismos o la mala aplicación podría provocar reacciones adversas. 

Tipos de peelings faciales 

Según la profundidad a la que penetra el principio activo, se pueden clasificar en 3 niveles y cada una de ellos trabaja sobre una capa distinta de la piel para conseguir un resultado estético diferente: 

  • Peeling facial superficial
  • Peeling facial medio
  • Peeling facial profund

Peelings superficiales: 

Actúan sobre la epidermis. Su exfoliación es suave y se recomiendan sobre pieles sanas, sin lesiones, que buscan un tratamiento de mantenimiento y luminosidad.

Los peelings superficiales pueden repetirse cada 5-6 semanas. 

Peelings medios: 

Actúan sobre la epidermis y la dermis más superficial. Los más conocidos son los de TCA en una concentración moderada y se usan para: 

  • Rejuvenecimiento facial
  • Manchas  
  • Poros abiertos
  • Cicatrices de acné 
  • etc…

Los peelings medios pueden repetirse cada 2-3 meses.

Peelings profundos: 

Los peelings profundos llegan a la dermis media y profunda. Los más habituales son los de TCA en una concentración alta, los peelings de Fenol o los peelings de aceite de crotón. Se usan cuando buscamos renovar la piel desde la dermis granular, una renovación celular más profunda. Son tratamientos más agresivos y con efectos más notorios que los anteriores para tratar determinadas patologías de la piel. Su aplicación puede renovarse cada 4-6 meses.

  • Efecto tensor que perdura en el tiempo.
  • Reduce el número, tamaño y profundidad de las arrugas.
  • Mejora el aspecto de la piel dejándola más fina y tersa.
  • Aporta mayor luminosidad cutánea.
  • Aclara las manchas y unifica el color de toda la piel del rostro, haciéndola más homogénea.
  • Reduce las lesiones de acné, así como las cicatrices y estrías.
  • El de aceite de crotón está especialmente indicado para tratar el “código de barras” y la zona periorbicular con un resultado excelente y duradero.

 

PEELINGS QUÍMICOS EN ALICANTE

Si estás pensando en realizarte un peeling facial en alicante pero te encuentras perdido/a ante tantas opciones, acude a una consulta con el Dr. Solesio con más de 20 años de experiencia en el sector de la cirugía plástica y medicina estética. En Solesio Clinic estudiaremos tu caso y te recomendaremos el mejor peeling para conseguir tus objetivos y tener buena cara durante todo el 2021!